Interreg Sudoe - Programa Interreg Sudoe

Noticias Sudoe

Salud sin frontera

Uno de los principales objetivos de la Unión europea es garantizar un nivel elevado de salud humana, un principio basado en el art. 168 del Tratado de Funcionamiento de la Unión europea.

 

A lo largo de los últimos años, la salud pública se ha convertido en uno de los temas principales de la Unión europea, en particular con el Tratado de Lisboa que reforzaba la política de salud pública. La estrategia de este último se basaba en 3 objetivos: la promoción de un buen estado de salud, la protección de los ciudadanos en materia de amenazas sanitarias y el apoyo a los sistemas de salud. Sin embargo, la protección de la salud sigue siendo competencia de los Estados miembros mientras que la política europea de salud tarta de alcanzar objetivos comunes como la prevención y gestión de enfermedades y la armonización de estrategias nacionales de salud.

A lo largo de la últimas décadas, la Unión europea contribuyo a mejoras sanitarias importantes como el incremento de la esperanza de vida de 65 años en 1950 a 80 años en 2010 o la caída de más del 80& de la mortalidad infantil entre 1975 y 2010. Sin embargo, existen todavía numerosos problemas por tratar como los canceres, el envejecimiento de la población o los costes ligados a enfermedades crónicas.

De 1996 a 2002, la Unión europea desarrolló 8 acciones para la salud. A partir de ahí, en 2003, la UE ha creado un primer programa europeo para la salud llamado “acción comunitaria en el sector de la salud” con un presupuesto de 312 millones de euros (2003-2007, con un enfoque más transversal y multidisciplinario que las acciones anteriores. Tras ello, hubo un segundo programa para el periodo de programación 2007-2013 y un tercero, para el periodo actual (2014-2020), llamado “tercer acción de la Unión en el sector de la salud”, con un presupuesto más elevado (449,4 millones de euros). Las iniciativas financiadas apuntan a 4 objetivos:

1)  Promover la salud, prevenir las enfermedades y fomentar estilos de vida saludables.

El programa financia acciones para la prevención de enfermedades ligadas a las drogas, al tabaco y al alcohol; medidas para enfermedades crónicas y el cáncer, promoción de buenas prácticas y tratamiento de la información.

2)  Proteger a los ciudadanos de las amenazas de salud transfronterizas.

El programa desarrolla “la iniciativa de seguridad en materia de salud”, una ley para las enfermedades y otras amenazas comunicables. Por último, mejora el análisis de los riesgos y apoya el refuerzo de las capacidades y la cooperación transfronteriza.

3)  Contribuir a sistemas de salud innovadores, eficientes y sostenibles

El programa promueve el análisis tecnológico, de desarrollo de soluciones digitales. Ofrece un plan para una mejor gestión de profesionales de salud, una legislación para material médico, productos médicos transfronterizos, respuestas al envejecimiento de nuestra sociedad con un compromiso para la innovación europea en materia de envejecimiento activo y saludable.

4)  Favorecer el acceso de los ciudadanos europeos a mejores cuidados de salud, más seguros.

El programa provee soluciones a enfermedades raras, se concentra en la seguridad de los pacientes y la calidad de los cuidados de salud. Ofrece medidas para prevenir la resistencia a los microbios y para controlar infecciones. Desarrolla la legislación europea en materia de información sobre tejidos y células, sangre y órganos y los sistemas para compartir información y favorecer la toma de decisiones.

¿Cómo Sudoe contribuye a estos objetivos?

En este periodo de programación, Interreg Sudoe ha co-financiado/Co-financia proyectos transnacionales para alcanzar los objetivos de la Comisión en materia de salud.

Por ejemplo, ICT4SILVER y PROCURA son dos proyectos que responden a los desafios de los cambios demográficos y de la silver economía (economía de los mayores). El envejecimiento de nuestra sociedad es una realidad y ICT4SILVER ofrece a las PYMES la oportunidad de adaptar sus productos y servicios a las necesidades del mercado, permitiéndoles de adaptar sus productos y servicios a las necesidades del mercado al permitirles testear sus productos para garantizar una mayor independencia de las personas mayores. Por otra parte, Procura estimula la innovación en el sector de la Silver economía a escala pública. El proyecto combina la demanda de productos y servicios a la oferta tecnológica usando un sistema de compra pública. El proyecto acaba de lanzar una consulta sobre el tema.

Otros proyectos se concentran sobre problemas de salud específicos como ICTUS NET, que mejora el tratamiento del Ictus (accidente vascular cerebral) en varias regiones, al proveer registros regionales para una mejor gestión. Otro proyecto es GHELP que mejora la detección y tratamiento de niños con problemas auditivos a través del análisis de paneles genéticos. TiCHroN es un proyecto que también trata de la infancia pero con un enfoque distinto. El proyecto ofrece instrumentos TIC para un mejor seguimiento, tratamiento y autonomía de los niños con enfermedades crónicas como la diabetes o el asma. Los instrumentos tecnológicos como la aplicación móvil o los instrumentos e-learning han sido desarrollados para el uso de los pacientes. Finalmente, ONCONET homogeneiza las prácticas profesionales al analizar y comparar políticas de salud pública en materia de prevención, diagnóstico,  innovación terapéutica y datos médicos sobre los canceres.